lunes, 24 de marzo de 2014

It's a Small World


Diseños  conceptuales de Mary Blair

"$500 millones se invertirán en el 300º Aniversario de la Ciudad de Nueva York". Este fue el titular que inundó la prensa de Nueva York el 10 de Agosto de 1959. Una muy buena noticia para muchos. las exposiciones y ferias mundiales eran muy populares desde su concepción a mediados del siglo 19. La noticia interesó profundamente a Walt Disney, quien vio un gran potencial en la Feria Mundial de Nueva York para construir nuevas atracciones para Disneyland. Walt ya pensaba en expandir y contruir más Disneylandias, y quería saber si su nuevo tipo de entretenimiento interesaría a un público más sofisticado en la costa este.




Walt reunió a sus Imagineers y artistas y les comentó que "habrá una gran Feria mundial en Nueva York. Todas las grandes empresas del país van a gastar un montón de dinero para construir exhibiciones allí. No sabrán lo que quieren hacer, ni tampoco por qué, pero como otras empresas lo hacen querrán estar a la altura de sus competidores. Todos van a querer hacer algo que destaque entre todos los demás y eso es lo que nosotros podemos ofrecerles. Hemos demostrado que pudimos hacerlo en Disneyland. Esta es una gran oportunidad para nuestro crecimiento. Podemos usar su financiación para desarrollar nuevas tecnologías que nos ayuden en el futuro. Y haremos nuevas atracciones para Disneyland también. Esto les gustará: podemos decirles que sus exhibiciones no sólo se verán durante los meses que durará la feria, pues luego estarán durante cinco o diez años más en Disneyland."




Con este objetivo, Walt encargó a un grupo de sus mejores trabajadores para encontrar las empresas adecuadas con las que asociarse. Tres empresas y un gobierno de estado escogieron a Walt y su organización para que creasen sus exhibiciones de la Feria Mundial de Nueva York de 1964: Ford Motor Company, General Electric, Pepsi-Cola y el Estado de Illinois.




Para General Electric se construyó la atracción Carousel of Prgress, para Ford se hizo el Magic Skyway y para el Estado de Ilinois Great Moments With Mr. Lincoln. Todas estas exhibiciones fueron un gran éxito y después acabaron formando parte de Disneyland. Pero la más recordada y famosa de todas fue la más sencilla: It's a Small World, de Pepsi.




El más fuerte de estos proyectos fue "It's a Small World", creado para Pepsi, quien trabajaba con UNICEF la agencia de las naciones unidas por el bien de la infancia. El fabricante de refrescos de soda quería una atracción que fuese un saludo a UNICEF y a los niños del mundo. ¿Quién mejor para crear esta atración que Walt Disney? Además Pepsi ya había colaborado con Disney como patrocinador de la Golden Horseshoe Revue en la inauguración de Disneyland.



Walt Disney con Mary Blair

Con menos de un año de antelación a la apertura de la feria, los ejecutivos de Pepsi fueron a California para pedir ayuda a Disney. Se reunieron con el representante de Walt en WED Enterprises, el almirante Joe Fowler, apodado "Can-do" por su capacidad de llegar siempre a construir sus proyectos dentro de las fechas previstas y las exigencias de Walt, que siempre parecían imposibles. "Nunca creí que fuera posible diseñar y construir el pabellón en el poco tiempo que teníamos", recuerda Fowler.


Walt Disney con un audioanimatronic de It's a Small World

Hubo un problema. Fowler dio a Pepsi un "No" por respuesta sin consultarlo con Walt. "Walt se enfadó mucho con Joe" Recuerda uno de los ejecutivos de Walt. "Walt dijo 'Yo soy quien toma esas decisiones. Dile a Pepsi que lo haré'"

A la orden de Walt empezó el revuelo en WED. Los Imagineers pensaban que Walt estaba loco: "Un Día Walt reunió a todos los diseñadores y les dijo 'Nos ha tocado un buen trozo del pastel. Tengo una idea de un pequeño paseo en barca que podríamos realizar'" recuerda el Imagineer Rolly Crump. "Y pensamos ¿un paseo en barca? Es decir, estamos trabajando en Lincoln y el Carrousel of Progress, ambos proyectos usan la más alta tecnología en Animatronics. Y estábamos trabajando con Ford también. ¡Y ahora Walt quería que hiciésemos un pequeño paseo en barca!"

Tal como Crump descubrió más tarde, Walt no había perdido la cordura. El proyecto tenía que ser completado en menos de un año y había pedido a su personal hacer en unos meses algo que, llevado de otra manera, hubiera llevado muchísimo más tiempo.

it's a small world picture photo Disney theme park ride
Disneyland California

"Walt empezó el proceso creativo para el paseo en barca de Pepsi actuando como un director de casting y poniendo a su personal en el lugar donde los necesitaba. Seleccionó a los directores artísticos, ya había pensado en quién haría el estilismo y sabía quién iba a escribir la canción, y tenía una idea de cómo debía ser la marquesina del pabellón. "It's a Small World hizo que walt mostrase todo su talento como director de casting en todo su esplendor" admite Marty Sklar, presidente durante muchos años de Walt Disney Imagineering.

it's a small world picture photo Disney theme park ride
It's a Small World en el Magic Kingdom de Walt Disney World Florida

Pero quizá la selección más importante de todas fue la de Mary Blair, una de las artistas favoritas de Walt, que fue quien definió el estilo visual de la atracción. Walt recordó su trabajo en el diseño de los niños de la secuencia de "Las Posadas" de la película "Los Tres Caballeros". Ese era el estilo que Walt quería para representar a los niños del mundo. "Walt tenía un gran respeto por el gusto de Mary Blair", recuerda John Hench. "Había muy pocas personas de las que él tuviera una opinión similar. Ella nunca fallaba en sus diseños de color, era impecable. Cualquier cosa que hacía brillaba con luz propia".


It's a Small World en Disneyland California

"Walt estaba muy metido en el proyecto del Carousel of Progress y los personajes del espectáculo. Le emocionaba cómo evolucionaban los Audio-Animatronics. Le permitía hacer cosas que nunca había hecho antes. Pienso que para su tiempo, había más de Walt en los personajes de ese Show que en cualquier otro" dijo Sklar.

Walt seleccionó a Mary Blair como diseñadora por muchas razones, a parte de que le gustaba su arte. Walt veía en él cualidades de inocencia y juventud, sin ser infantiles. Era perfecto para representar a los niños del mundo, representados por UNICEF.

El almirante Fowler tomó las ideas y conceptos preliminares y los envió a la central de Pepsi en Nueva York para su presentación. Los directores de Pepsi los vieron con escaso interés mientras Fowler explicaba los planes para el crucero más feliz que jamás ha navegado. Cuando terminó, muchos de los asistentes reaccionaron negativamente con preguntas como "¿Por qué necesitamos esta atracción de Mickey Mouse?". La actriz Joan Crawford vino al rescate. Era uno de los directores de Pepsi y había sugerido en un principio la colaboración con Disney. Había visto suficiente y ante los comentarios negativos se levantó y con su talento adquirido en sus películas de Hollywood, dijo con énfasis "vamos a hacerlo".

Con Pepsi a bordo y los diseños realizados, Walt puso al equipo a trajabar antes del regreso de Fowler. Los Imagineers y diseñadores empezaron a fabricar los coloridos juguetes y decorados que compondrían la atracción, y los Imagineer técnicos empezaron a modelar las cabezas de goma de los muñecos. La idea era un paseo en barca a través de varias naciones para ver a los niños del mundo. Cada nación estaría ligada por la música.

"Walt llamó y nos pidió que fuésemos a WED", recuerda el letrista Robert Sherman. "Nos dijo que tenía un problema". Continúa su hermano Richard Sherman: "Nos habló de It's a Small World. Entonces se llamaba Children of the World. Walt dijo 'La gente irá en barca, pero tenemos un problema.' Entonces nos puso la banda sonora de los niños cantando sus himnos nacionales, era una de esas ideas que sobre el papel parece genial, pero tras dos o tres minutos te daban ganas de apagarlo. Walt nos dijo 'necesito una canción pegadiza'."




A los hermanos sherman se les ocurrió la idea de crear dos melodías que pudieran sonar juntas al mismo tiempo. La Imagineer Harriet Burns recuerda la visita de los hermanos Sherman a WED: "Walt hablaba con ellos y recuerdo que dijo las palabras 'It's a Small World After All'."

La atracción de Disney fue un rotundo éxito en la Feria Mundial de Nueva York y sirvió bien tanto a Pepsi como a Unicef. También resultó ser provechosa para Disney, ya que la atracción está presente en todos los parques de atracciones Disney y muchos la consideran la quintaesencia de las atracciones Disney. Es la atracción más popular y más visitada de todas, y hace un par de años la canción que suena en ella fué considerada la melodía más famosa del mundo.

El año pasado la versión de la atracción de Tokyo Disneyland fue remodelada incluyendo muñecos de personajes Disney en su interior, ubicándolos en los países a los que pertenecen. Esta misma remodelación tuvo lugar en Disneyland California, siendo la atracción re-inaugurada el día 6 de Febrero, 45 años después de su apertura. Dicha remodelación ha causado polémica entre los puristas que preferían que la atracción se quedase como estaba.

De cualquier forma, It's a Small World seguirá siento un himno dedicado a todos los niños del mundo.